Micro Quittings ¿Qué son y como cambiarlos?

Hola! Hoy voy a retomar este blog que tenía un poco olvidado. Y para las que les gusta leer de temas de crecimiento personal, mentalidad de un deportista, nutrición y temas relacionados al running que no son específicamente correr, bienvenidas! Todas las semanas les estaré compartiendo algún tema que me haya llamado la atención y espero las ayude a disfrutar más tanto del running como de su vida en general y lograr sus objetivos 💕

Hace un tiempo atrás, escuché el concepto “Micro quitting” y me llamó mucho la atención porque podría estar segura que le ha pasado a todos los deportistas, tanto a principiantes como más expertos (personalmente lo he hecho… y más de una vez!) En este post les voy a contar de que se trata y les daré algunos ejemplos y tips para evitarlos.

“Quitting” significa renunciar o abandonar. Si lo llevamos al “Micro Quitting” vendría a ser una mini renuncia, algo más sutil, pero que a la larga, es tanto o más perjudicial para conseguir nuestras metas.

Los “Micro Quittings” es una manera sutil de rendirnos, es sutil, porque tiene la característica que nos convence que no es tan malo como rendirnos al 100%, es una forma disimulada de renunciar, porque a nuestro cerebro incluso le parece lógico que lo hagamos, y es así, porque le encanta mantenernos en la zona de confort, y utiliza todas sus “estrategias” para lograrlo.

Podríamos decir que los Micro Quittings, son pequeños actos de complacencia donde el deseo del cerebro de permanecer cómodo anula el otro deseo de lograr objetivos 😱

Para hacerlo más claro, si hablamos de un entrenamiento y tu piensas que estás entrenando duro pero sutilmente estás evitando el fracaso y el dolor, ese sutil escape al fracaso y dolor es un micro quiting.

Para que quede más claro aún, aquí te voy a dar algunos ejemplos que me han pasado:

  • Ajustar el número de repeticiones
  • Ajustar el pace al que deberías correr
  • Agregar más tiempo de descanso entre repeticiones
  • Saltarse la elongación o preparación física.
  • Olvidarse de alimentarse post entrenamiento
  • Confundir aburrimiento o pereza con fatiga
  • No hacer esa inversión que sabes te ayudará para dar el salto que quieres (puede ser algún accesorios, zapatillas, un entrenador, un curso, etc)

Te ha pasado alguno de estos??

Ahora vamos a poner los mismos ejemplos, pero le vamos agregar el porqué lo hice o los pensamientos que tenía detrás:

  • Ajustar el número de repeticiones…”La llevo 5 buenos, está bien, es suficiente, hacer 5 es tan bueno como hacer 8 para lo cansada que estoy”
  • Ajustar el ritmo al que deberías correr…”En verdad no soy tan buena para correr a ese ritmo”
  • Agregar más tiempo de descanso entre repeticiones…”No puedo hacer esto, un poco de descanso no tiene nada de malo”
  • Saltarse la elongación o movilidad… “no es tan importante como correr, nadar o pedalear”
  • Olvidarse de alimentarse post entrenamiento…” Comí antes de entrenar, eso debe ser suficiente, no quiero subir de peso”
  • Confundir aburrimiento o pereza con fatiga…”No tengo ganas, creo que necesito un break para descansar”
  • No hacer esa inversión que sabes te ayudará para dar el salto que quieres (puede ser algún accesorios, zapatillas, un entrenador, un curso, etc)… “No estoy a ese nivel, no es necesario, no lo valgo”

¿ Te sientes identificada con alguno de los ejemplos? 

Es por eso que es tan importante escuchar nuestros pensamientos, para saber qué exactamente nos están diciendo. Si de verdad estamos cansados (de esto les escribiré en un siguiente post) hay que descansar, pero si no es tan real el descanso? Hay que sacar las ganas para salir de esa zona de confort.

El progreso y crecimiento tanto como persona como deportista, se encuentra en la capacidad de arriesgarnos a fracasar y sentir la incomodidad, si realizas micro quittings estás limitando tu propio potencial para hacerlo.

Acuérdate que nuestros actos siguen a nuestros pensamientos.

Cuando entiendes tus propios Micro Quittings y los pensamientos que tienes detrás de ellos, puedes cambiar los Micro Quittings por Micro Compromisos 😃 Llegar a tu siguiente nivel, es la suma de esos micro compromisos a lo largo del tiempo.

Pero tranquila, que hay una solución para ir cambiando esto. Vamos paso a paso:

  1. Has un lista de todos los Micro quittings que has hecho el último mes, sin vergüenza o juicios. ¿Cómo y cuándo los hiciste?
  2. ¿Cuáles son los pensamientos que están detrás de cada uno de esos micro quittings que hiciste?
  3. ¿Qué necesitas creer para cambiar ese hábito de micro quiting?

Espero que este artículo te haya gustado y te sirva para ir cambiando tus hábitos y llegar más cerca de donde quieres estar ⭐️

Me encantaría saber qué opinas y que pensamientos te vinieron a la cabeza luego de leer. Feliz de leerte en el Post que dejé en el Instagram de Runbella (pinch aquí) (y si no quieres dejar comentarios déjame un 👻 para saber que lo leíste 😀)

Besos!

Fabi

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados